Eric Clapton, uno de los músicos más influyentes de su tiempo, es también ahora uno de los héroes de Robert F. Kennedy, Jr.

En el programa “The Defender Show” de CHD.TV, Kennedy y Clapton hablaron de la grave reacción adversa del músico a la segunda dosis de la vacuna COVID de AstraZeneca. La lesión ha dejado a Clapton discapacitado de forma permanente, dijo.

Clapton le contó a Kennedy cómo llegó a “la madriguera del conejo” de la información sobre vacunas, y describió lo que ocurrió cuando hizo pública su lesión por la vacuna. También compartió por qué estar sobrio le ayudó a sobrellevar toda la experiencia.

Cuando Kennedy preguntó: “¿Cómo te metiste en esta sierra circular?” Clapton respondió:

“En el último año, ha habido muchas desapariciones, ya sabes, pequeñas polvaredas alrededor y personas que se alejan con bastante rapidez. Y, para mí, ha perfeccionado el tipo de amistades que tengo. Y se ha reducido a las personas que obviamente necesito y quiero de verdad.

“Tengo hijas adolescentes y una chica mayor de treinta años, y todas ellas han tenido que darme un poco de margen porque no he podido convencer a ninguna de ellas. Creo que mi mujer ahora lo ve igual que yo, pero la mayoría de ellas siempre han pensado que estoy chiflado de todos modos, porque hago cosas que son extremadamente inusuales a cualquier nivel”.

En su última canción, “This Has Gotta Stop“, Clapton describe con estas palabras su posición sobre los mandatos de vacunación en todo el mundo:

“Esto tiene que parar,

Ya es suficiente

No puedo aguantar más esta mierda.

“Ha llegado lo suficientemente lejos

Si quieres reclamar mi alma

Tendrás que venir a derribar esta puerta”.

Tras la reacción de los medios de comunicación, que incluyó un artículo en Rolling Stone y numerosos reportajes de televisión, Clapton, que no ve la televisión, dijo que “ni siquiera sabía quiénes eran esas personas” y por qué los medios de comunicación se estaban “metiendo con él”.

Kennedy dijo que es alentador ver que los artistas de hip-hop y otros músicos se manifiestan contra la tiranía médica.

Clapton dijo: “El rock and roll se diluyó hace mucho tiempo”. Dijo que antes se trataba de ser un rebelde. “Y ahora tiene mucho más que ver con el conformismo”, dijo.

Clapton dijo que se siente afín a los estadounidenses y a otras personas que apoyan la libertad médica. Describió algunas asociaciones musicales que merecen la pena para protestar contra las extralimitaciones del gobierno, como “Stand and Deliver“, una colaboración con Van Morrison, el cual también está siendo criticado por oponerse a la narrativa de la pandemia dominante.

Clapton dijo: “He encontrado gente un poco como yo, pero ha sido difícil en el último par de años, especialmente con, ya sabes, el giro de los medios de comunicación”.

Sobre el tema de hablar con los medios de comunicación y causar revuelo, Clapton dijo: “No era capaz de ver qué era tan peligroso o arriesgado”.

Kennedy empatizó con Clapton, de 76 años, que creyó en las advertencias de que los adultos mayores debían ponerse la vacuna COVID y las vacunas de refuerzo. Kennedy dijo que las compañías farmacéuticas se han infiltrado en la narrativa de los medios de comunicación sobre la seguridad de la vacuna COVID.

Kennedy elaboró:

“Te pusiste la vacuna. Te ha hecho daño la primera. Te creíste la propaganda. Te pusiste la segunda, y esencialmente quedaste discapacitado. Hablaste de tu lesión y todo el mundo vino y te quisieron tachar de loco y te marginaron y vilipendiaron, porque te lesionaste con ese producto. Y aquí vienen a por ti porque no se te permite hablar de ello. Y ese es el gran problema. La forma de hacer frente a las lesiones provocadas por estas vacunas es fingir que no existen y castigar a las personas que se lesionan e intentan hablar de ello”.

Clapton dijo que no sabía en lo qué se metía cuando hizo pública la lesión que le causó la vacuna.

Dijo:

“Y esa es la cuestión. No lo sabía. Es decir, la incertidumbre que rodea a este asunto ha sido descomunal. Creo que todos los que conozco tienen, ¿cómo lo llaman? CAS [siglas en inglés de “covid anxiety syndrome”, síndrome de ansiedad covídica], todo el mundo que conozco está inquieto por ello. Y en mi caso, se acentuó por el hecho de tener estas reacciones adversas. Lo que me salvó fue que encontré un grupo de personas que me invitaron a hablar de ello, porque yo no podía hablar de ningún sitio. Como has dicho, no había nadie escuchando, y era muy, muy difícil saber qué hacer o cómo, ya sabes – pensé que me estaba volviendo loco”.

En lugar de dejar que los que desaprobaban sus declaraciones públicas le afectaran, lo que ocurrió le dio fuerzas.

Clapton explicó:

“De hecho, sentí más apoyo como resultado de esto de lo que nunca antes había sentido sobre cualquier cosa – y siempre he sido bastante reservado sobre mis creencias y preocupaciones, pero en el momento en que hice público esto y simplemente dije la verdad – mi verdad, supongo que se podría decir – pude ver claramente lo que era el entusiasmo real y genuino y el alivio y el consuelo de la gente que se sentía de la misma manera.”

Kennedy preguntó a Clapton cómo encuentra la paz cuando la mayoría de la sociedad dice que está “equivocado, loco y es peligroso”.

Clapton dijo que ha estado sobrio durante 34 años después de lograr tener éxito en un programa de alcohol de 12 pasos. Dice que estar sobrio le ayuda a enfrentarse a todo, desde “la ingeniería” de la pandemia hasta la política del Brexit.

Dijo:

“Eso es lo que hago. Y eso, con los años, me ha dado mucha más confianza en lo que escucho de mí mismo”.

Clapton dijo que no ha asistido a una reunión de 12 pasos en vivo desde hace casi dos años. “Pero lo que sí sé es que creo que el asunto del Zoom ha dificultado que la gente se involucre en la recuperación”, dijo.

Kennedy habló de su propia experiencia de superación de la adicción a las drogas, las cuales utilizó para afrontar la muerte de su padre.

La gente necesita apoyo cuando experimenta un trauma, coincidieron Clapton y Kennedy, al igual que cuando se habla de las lesiones causadas por las vacunas.

Clapton explicó:

“Para mí, el propósito de hablar de mi experiencia con la vacuna era para que alguien en alguna habitación que sufriera efectos secundarios supiera que no era el único, porque en Inglaterra nadie lo sabe. Si hablas con alguien sobre el sistema de “Yellow Card” (Tarjeta Amarilla), que es el método de notificación de los efectos secundarios, la mayoría de la gente ni siquiera sabe que existe. Es criminal que se haya retenido esa información”.

Clapton dijo que cree que su vocación ahora es asomar el cuello y decir: “Bueno, me pasó a mí. Y si te pasó a ti, entonces tienes que decírselo a alguien”.

Kennedy y Clapton terminaron con una nota de esperanza al hablar de cómo acabar con la trayectoria del mundo hacia el totalitarismo. Kennedy promocionó los beneficios del método socrático:

“No se puede persuadir. No puedes ir y decir: ‘Tienes que escucharme’. Hay que hacer algunas preguntas y decir: ‘¿Cómo funciona esto? ¿Debemos vacunar a los niños? ¿Es permisible vacunar a un niño y ponerlo en riesgo para salvar la vida de un adulto?”

Vea la entrevista de Robert F. Kennedy, Jr. a Eric Clapton aquí:

El programa “The Defender Show” está presentado por Robert F. Kennedy, Jr. fundador, presidente y principal asesor jurídico de “Children’s Health Defense”, y autor de varios libros, entre ellos el bestseller del New York Times “Crimes Against Nature“. Kennedy fue nombrado uno de los “Héroes para el Planeta” de la revista Time por su éxito al ayudar a Riverkeeper a liderar la lucha para restaurar el río Hudson. Es fundador de “Waterkeeper Alliance” y asesor de Morgan and Morgan, un bufete de abogados de ámbito nacional.